Los Scottish Borders

Los Scottish Borders son reconocidos por su tranquilidad, espacio, belleza excepcional y amistosos habitantes. Presumen un paisaje impresionante y variado, con colinas y páramos al oeste, y valles y llanuras agrícolas apacibles en el este. Es una región famosa por sus excelentes cosechas de cebada, por lo que es ideal para producir un fino Scotch Whisky. Sin embargo, no siempre ha sido una zona tan tranquila y acogedora de las Islas Británicas.

Las fronteras fueron creadas por los romanos en el 122 dC cuando construyeron el Muro de Adriano desde el fiordo de Solway en el oeste hasta el río Tyne en el este. Mucho antes de que hubiera escoceses e ingleses esta gran muralla establecía una línea divisoria; pero fue más de mil años después, en 1237, que se crearon los límites políticos que definen las fronteras.

Desde el siglo 14 hasta el 17 las fronteras estuvieron dominadas por clanes anárquicos. Su lealtad era rara vez para las coronas de Escocia o Inglaterra, sino solo para ‘El Clan’. Este período vicioso y destructivo se extendió durante siglos, acentuado por la hostilidad permanente entre los reyes de Inglaterra y Escocia, ya que competían por el control de las fronteras del país.

Los ingleses y los escoceses, anteriormente vecinos cercanos y amistosos, se robaban ganado, ovejas y caballos entre sí en grupos de ataque cada vez más violentos conocidos como ‘saqueadores’. Fue durante estos años salvajes, alrededor de 1530, que se acuñó el término ‘ blackmail’ (o ‘chantaje’). Describía la protección comprada por las familias para evitar la pérdida de sus medios de vida. El comercio local e internacional se debilitaba a medida que la imagen de la región fronteriza se convertía en sinónimo de anarquía y peligro.

Las antiguas divisiones entre los sectores de los Scottish Borders eran conocidas como ‘Marches’ ( fronteras) y cada año los jinetes marcaban sus fronteras con una fiestival conecida como el “Common Riding”. Uno de estos fiestas en Hawick celebró su 500° aniversario en 2014 y fue descrito por la Rough Guide como ‘una de las mejores fiestas del mundo’. Es apropiado que una tradición nacida del conflicto se haya convertido en una celebración de la herencia e historia de las fronteras.

Hoy en día el pueblo de las fronteras es mucho más acogedor, conocido por su ingenio y hospitalidad, y se sienten justamente orgullosos de su patrimonio y la belleza natural de la región. El pueblo de las fronteras conserva un carácter distintivo nacido de esos tiempos turbulentos con una cultura de baladas y poemas que inspiraron a uno de los mejores hijos de Escocia – Sir Walter Scott.

Bienvenido

Debe tener por lo menos 18 años de edad para visitar este sitio web. Por favor, indique su edad.

By entering our website you agree to our Terms & Conditions and Privacy Policy